El confinamiento en las personas con discapacidad

El confinamiento en las personas con discapacidad


Estar confinado en casa no es fácil para nadie. Pero para las personas con discapacidad es especialmente difícil. Así lo ha puesto de relieve Catalina Devandas, redactora especial sobre los derechos de personas con discapacidad de la ONU, que considera que se ha hecho poco para proporcionar la orientación y los apoyos necesarios a las personas con discapacidad con el fin de protegerlas durante la actual pandemia del coronavirus COVID-19
Esta situación pone en relieve, un hecho ya conocido: las personas con discapacidad suelen ser las grandes olvidadas en emergencias de cualquier tipo. Pero estamos hablando de un colectivo altamente sensible que sufre especialmente con las medidas de contención, el aislamiento personal y la limitación del contacto con sus seres queridos. 

Incapacidad de adaptarse al confinamiento 

La primera gran dificultad para las personas con discapacidad es, en algunos casos, la incapacidad de adaptarse al confinamiento o de comprender por que deben estar confinadas en sus hogares o residencias. Como consecuencia de esta dificultad, el confinamiento puede generar situaciones de estrés que pueden provocar conductas que impliquen un riesgo para su salud y seguridad o la de quienes conviven con ellas.
Para minimizar este riesgo, el gobierno español ha autorizado a las personas con discapacidad a salir a la calle o a pasear en coche durante breves periodos de tiempo, siempre y cuando esté justificado por motivos de salud y seguridad, tanto de la propia persona como de quienes conviven con ella. Gracias a los efectos terapéuticos de estas salidas, el confinamiento de estas personas y sus familiares será más llevadero. Durante estos paseos, la persona con discapacidad únicamente podrá ir acompañada de una persona de apoyo. Para evitar el riesgo de transmisión del Covid-19, no podrá entrar en contacto con otras personas. Y deberá llevar consigo, la documentación acreditativa de la discapacidad por si fuera requerida por los agentes de la autoridad, así como los informes que justifiquen la situación.

El acceso a la información

Para enfrentar la pandemia es crucial que la información sobre cómo prevenir y contener el coronavirus también sea accesible a las personas con discapacidad. Para garantizarlo, la redactora especial sobre los derechos de personas con discapacidad de la ONU, ha reclamado a las autoridades nacionales de salud que las campañas de información pública y la información proporcionada debe estar disponible en lengua de señas y en modos, medios y formatos accesibles, incluida la tecnología digital, los subtítulos, los servicios de relevo, los mensajes de texto, la lectura fácil y el lenguaje sencillo. La Fundació Maresme ha compartido en su página web dos documentos para explicar a las personas con discapacidad que es el coronavirus que pueden ser de interés:
Por otro lado, si estamos confinados en casa con una persona con discapacidad es importante seguir las siguientes indicaciones:
       Hablar de la enfermedad y sus causas
       Comunicar los sentimientos propios
       Favorecer su participación, asumiendo responsabilidades
       Recordar los vínculos de relación positiva.
En situaciones de transtornos elevados o de modificación severa de los hábitos es recomendable consultar con el especialista

Deja una respuesta